Introducción

 

Contar con una red disponible para tener acceso a internet se ha vuelto imprescindible en estos tiempos, por suerte son muchas las opciones que hay hoy en día a nuestra disposición, como la infinidad de redes wifi, conexiones móviles que nos permiten conectar otros dispositivos, aunque hay que tener muy presente que no todas las redes disponibles son seguras, inclusive nuestra propia red no está del todo segura, un router puede ser atacado a pesar de encontrarnos en nuestro hogar o sitio de trabajo, en el siguiente apartado te daremos unos consejos para aumentar el nivel de seguridad en tu red. 

 

Desarrollo

Conocer el equipamiento de wifi que tenemos, cada modelo tiene sus propias especificaciones e interfaz, por ende si no conocemos el equipo y su funcionamiento, difícilmente podremos configurarlo.

 

Lo primero que podemos hacer es cambiar el nombre de red (SSID) (Service Set Identifier) ya que por defecto trae un nombre generado para miles de routers así puede ser muy fácil saber que router estamos usando a través del SSID.

 

Otra opción podría ser ocultar la ID del SSID, la desventaja que tiene es que se deberá introducir la SSID cada vez que un dispositivo nuevo se conecte. 

 

Cambiar la configuración de seguridad por defecto por WPA-2 o WPA (Wifi Protected Access).

 

Desactivar WPS (Wifi Protected Setup), WPS es un estándar de seguridad en algunos routers que permite conectarse con un número PIN o de forma inalámbrica con sólo presionar un botón.

 

Modifica la contraseña predeterminada, te recomendamos que tu nueva contraseña tenga mínimo 8 caracteres con números, mayúsculas, minúsculas, y caracteres alfanuméricos, es recomendable cambiar la contraseña cada cierto tiempo, así si alguien logró conseguir la clave ya no podrá acceder más adelante.

Algo que también es importante es:

Actualizar el firmware del router wifi, este podría decirse que es el sistema operativo del router, es importante actualizarlo por si hubiera un parche de seguridad.

 

Los routers tienen una clave de acceso para su administración, estas claves suelen ser débiles o incluso suele ser la misma contraseña de tu WiFi por default y mantenerlas podría significar una alta vulnerabilidad, entonces es muy importante que también se cambie esta contraseña.

 

Tener firewalls puede ser útil también, pueden ser de hardware o software, el primero proporciona una fuerte protección contra la mayoría de formas de ataque y se pueden comprar como producto independiente o en routers, su desventaja es que al luchar contra virus, gusanos y troyanos, es menos eficaz, podría no detectar gusanos en emails; el segundo protegerá tu ordenador contra intentos de acceder o controlarlo desde el exterior, generalmente proporciona protección adicional contra los troyanos o gusanos de email más comunes, la desventaja que tiene es que sólo protege al ordenador en el que está instalado.

Contar con programas de antivirus y procurar que estén con su última actualización.

Conclusiones

Es muy importante entender que cada uno de estos consejos puede ser vulnerado, lo que le da una verdadera seguridad es la combinación de todos. No debemos basar la seguridad de nuestra red en un sólo punto.

Si tienes alguna duda tus comentarios siempre serán bienvenidos, no dudes en contactarnos, vamos a estar al pendiente para contestar a la brevedad.